Haba

Gary Gouda

Un juego de observación y memoria. El ratón Gary Gouda debe atravesar el laberinto de habitaciones, esquivar al gato Kiki y robar el mayor número posible de queso pero ¡cuidado! si come demasiado puede quedar atrapado en una ratonera. De 2 a 4 jugadores. Recomendado a partir de cuatro años.

HAB-4246

Nuevo producto

Este producto ya no está disponible

26,60 € impuestos inc.

Más

La parte inferior de la caja constituye el tablero de juego y representa una casa con 16 habitaciones formando una cuadrícula de 4x4, todas las habitaciones están conectadas por ratoneras.

Antes de comenzar la partida los jugadores deben encajar las ratoneras en las ranuras de las paredes de las habitaciones, las 8 ratoneras moradas se disponen en las esquinas y el resto de ratoneras naranjas se distribuyen al azar. Y colocar todos los quesos fuera del tablero boca abajo.

Gary Gouda colocación ratoneras

 

El gato Kiki se coloca frente a una ratonera cualquiera de color naranja.

En cada turno el ratón Gary debe atravesar la casa de esquina a esquina recoger algún pedazo de queso y esquivar al gato Kiki procurando no quedar atrapado en una ratonera.

Como se juega. El jugador que comienza la partida retira al azar cuatro pedazos de queso del montón y los coloca boca abajo en las habitaciones cuyo dibujo en el suelo coincida con el dibujo que aparece en la parte inferior del queso. Puede suceder que tenga que colocar dos quesos en la misma habitación.

A continuación tira el dado y coloca al ratón en la esquina del color correspondiente, ahora vuelve a tirar el dado, el nuevo color le indica la esquina a la que debe dirigir el ratón.

 Y se inicia la carrera, el ratón Gary puede decidir comer o no los pedazos de queso que encuentra a su paso pero ¡Ojo! no puede pasar por la habitación hacia la que mira el gato Kiki. Cuando Gary decide comerse un queso se coloca encima de él y sigue avanzando. Pero ¡atención! no todas las ratoneras naranjas tienen el mismo tamaño, las hay más altas y más bajas y si come demasiado podría quedar atrapado, cuánto más come el ratón más aumentan sus posibilidades de quedar atascado.

Si logra alcanzar la esquina meta se queda con los quesos recopilados, si por el contrario queda atrapado debe entregar los quesos que había comido al siguiente jugador y cambiar de posición al gato Kiki.

El siguiente jugador retira del montón tantos quesos como falten  para completar de nuevo la casa con 4 quesos y los distribuye en sus sitios respectivos. Y comienza su carrera por la casa para sortear el laberinto para lo cual resulta muy útil recordar el tamaño de las ratoneras.

El juego acaba cuando no quedan suficientes fichas de queso para completar la vivienda, gana quien haya robado más queso.

Este juego de mesa fomenta la reflexión, la concentración y la memoria.

Ficha técnica

Utilización: Dentro de casa
Edad recomendada: A partir de 2 años
Jugadores: 2-4
Duración media de una partida: 15-20 minutos
Se estimula: Observación, concentración y memoria
Altura: 9,3 cm
Anchura: 35 cm
Longitud: 35 cm
Autor/a Guido Hoffman
Ilustrador/a Michael Schober
Edad A partir de 2 años

Reseñas

No hay reseñas de clientes en este momento.

Escribe tu opinión

Gary Gouda

Gary Gouda

Un juego de observación y memoria. El ratón Gary Gouda debe atravesar el laberinto de habitaciones, esquivar al gato Kiki y robar el mayor número posible de queso pero ¡cuidado! si come demasiado puede quedar atrapado en una ratonera. De 2 a 4 jugadores. Recomendado a partir de cuatro años.

30 otros productos de la misma categoría:

¡Lo más vendido!